24/05/2012 - Nicaragua

La unión hace la fuerza

Esta frase cobra más sentido que nunca para la RedTraSex a partir de la última visita de la Secretaría Ejecutiva a Nicaragua, cuando quedó conformada la Red Nacional de Mujeres Trabajadoras Sexuales.
Compañeras de Nicaragua festejan la firma del acuerdo junto a Elena Reynaga, Secreataria Ejecutiva de la RedTraSex

La Asociación Civil Girasoles y la Asociación Civil Golondrinas firmaron un acuerdo por el cual dieron origen a la Red Nacional de Trabajadoras Sexuales de Nicaragua; el objetivo de la alianza es que ambas instituciones trabajen coordinadamente para lograr un alcance nacional en materia de defensa de los derechos de las trabajadoras sexuales, con objetivos específicos como participar en forma conjunta en los Mecanismos de Coordinación de País para los proyectos del Fondo Mundial de lucha contra el VIH/SIDA, la tuberculosis y la malaria.

Las instituciones fundadoras de la red, acordaron conformar el equipo coordinador con compañeras de ambas organizaciones de manera equitativa, comisión que deberá velar por las relaciones internacionales, por la movilización de recursos y la evaluación de proyectos que la red presente.

Al consultar a las protagonistas de esta historia, aseguraron que este paso es un hito clave en la lucha de las trabajadoras sexuales organizadas de Nicaragua. “Unidas en una misma red podremos exigir por nuestros derechos con mayor eficacia al Gobierno Nacional, incidir en políticas para que se creen y promulguen leyes donde se reconozca el trabajo sexual como cualquier otro trabajo con los mismo derecho y oportunidades que cualquier otra ciudadana, sin ningún tipo de estigma ni discriminación”, aseguraron las compañeras de las Golondrinas.

Desde Girasoles, agregaron que el trabajo de la red permitirá complementar experiencias y demandar por los derechos de las compañeras en todo el país, con mayor visibilidad y presencia territorial. “Con las mismas ideas pero con más fortaleza organizativa porque unidas somos más. Hay organismos que apoyan a las redes y aplicaremos para que nos apoyen para llevar adelante proyectos más grandes”, explicó María Elena Dávila, presidenta de la organización.

El ser más respetadas, reconocidas como sujetos de derecho, con mayor y mejor acceso a la salud, a la educación son algunas de las cuestiones claves que las compañeras nicaragüenses demandan y que esperan lograr con la fuerza que les dará esta nueva unión. “Seremos reconocidas a nivel nacional e Internacional, tendremos mejor acceso a la Justicia y a los derechos establecidos en la Constitución de Nicaragua y lo establecido en la Convención Internacional de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas”, afirmaron las integrantes de Golondrinas.

Ambas asociaciones tienen una larga trayectoria en la defensa de las trabajadoras sexuales. En ambos casos la necesidad de trabajar contra la discriminación y la violencia generada por una cultura de doble moral, que consume y culpabiliza al trabajo sexual, motivó la organización.

Hoy en una nueva etapa, tanto Golondrinas como Girasoles van por más justicia, más derechos y el reconocimiento del trabajo sexual como una actividad laboral. Las organizaciones crecen, se fortalecen y la RedTraSex celebra.

Nuevas autoridades en Panamá

Como parte de su viaje de acompañamiento a las distintas organizaciones de la Red, la Secretaria Ejecutiva y el Coordinador de Políticas de RedTraSex, además de visitar Nicaragua, fueron a Panamá para trabajar con las integrantes de la Red Nacional de Mujeres con Dignidad de Panamá.

La agenda de los tres días de trabajo fue abultada y agitada, sin embargo entre evaluaciones y planificaciones se logró nombrar a una nueva punto focal suplente de la red panameña, Marianela Aedo Rijo, quien tendrá la responsabilidad de acompañar el trabajo que Juana Torrez está haciendo como titular de la red.

Otro de los logros fundamentales para la red, fue la conferencia de prensa brindada por Reynaga, quien –basándose en el caso de Colombia- resaltó la problemática de represión que sufren las trabajadoras sexuales por parte de las fuerzas de seguridad, la falta de acceso a la salud integral y lo positivo que es contar con una organización de trabajadoras sexuales para luchar por los derechos que le son negados.

Sus declaraciones fueron recibidas y difundidas por la prensa local e internacional, pero sobre todo por la Organización de Estados Americanos (OEA), frente a quien la RedTraSex pretende presentar un escrito durante la próxima asamblea a realizarse del 3 al 5 de junio en Bolivia.

"Pediremos los mismos derechos y deberes del resto de la fuerza laboral, y denunciaremos los malos tratos que sufrimos las trabajadoras sexuales en toda la región", anticipó Reynaga en la rueda de prensa.

Ver repercusiones en la prensa

Galeria de imagenes